Cómo recuperar los marcadores de otros navegadores desde un backup

En esta segunda entrega de “Cómo recuperar los marcadores…”, hablaré de los otros navegadores, Internet Explorer, Opera y Google Chrome. No hablaré de algún otro navegador más desconocido que estos 3 (de hecho, solo pensé en Safari, pero no me animó tener más software de Apple en mi computador, más allá que el iTunes).

Así que sin más preámbulo, comienzo con…

Internet Explorer

La gran “e”, el navegador de las masas no inteligentes, al menos hasta que salió la versión 9. No hablaré más de éste porque me espera una queja bastante larga respecto a este brutal invento de Microsoft (de nuevo, hasta la versión 9).

Para recuperar sus marcadores (favoritos) de Internet Explorer, necesitan NADA. De veras, NADA. Cuando uno crea un favorito en IE, él crea un archivo con extensión URL dentro de una carpeta llamada Favorites, archivo que es interpretado como un acceso directo a la página a la que crearon el marcador. El archivo por dentro contiene toda sarta de información, pero la más importante, la dirección web o URL están consignados de primeros. El nombre del favorito se guarda como el nombre del archivo URL.

Podrán hallar la carpeta Favorites en Documents and Settings\<nombre de usuario>\Favoritos en 2000 y XP, y en Users\<nombre de usuario>\Favorites para Vista y 7.

Los favoritos de IE almacenados en mi PC, y el Bloc de notas mostrando el contenido de uno de estos archivos URL.

Los archivos URL son tan estándar que cualquier navegador los abre. Arrastren un archivo de estos a un navegador cualquiera (incluyendo Chrome, Opera y Firefox), y este abrirá la URL almacenada. ¡Muy práctico! (de hecho usé archivos URL en un post previo… Ahora que tengo Windows XP, se me ocurren otras ideas)

Esto es quizá lo único que hizo bien Microsoft en IE. La estructura no ha cambiado casi nada en años (excepto con IE9 y sus Pinned Sites, de los que hablaré después).

Opera

Opera es uno de esos navegadores que no son muy conocidos, pero cuando alguien los utiliza, descubren que es muy interesante. A mi me pasó hace mucho tiempo, y aún continúa asombrándome con las cosas que las últimas versiones incluyen.

El manejo de los marcadores (antes llamado HotLists) en Opera es MUY simple. Opera mantiene un archivo de texto plano para los marcadores llamado bookmarks.adr, donde guarda el nombre del marcador, la URL y más información, como la fecha de creación y un identificador único.

Parte del contenido del archivo bookmarks.adr de mi instalación de Opera. Es un formato muy legible.

Simplemente abran el archivo bookmarks.adr con un editor de texto y extraigan la información que necesitan desde un solo lugar.

Podrán hallar el archivo en la ruta Documents and Settings\<nombre usuario>\Application Data\Opera\Opera (en Windows 2000 o XP) o Users\<nombre usuario>\AppData\Roaming\Opera\Opera (en Windows Vista o 7).

Google Chrome

Y en la galería de navegadores que funcionan muy bien, respetan las normas, pero tienen una verdad que ocultar, está Chrome, el chico nuevo de la cuadra, que a pesar de tener menos años que cualquiera de los luchadores en la guerra de los navegadores, ya está en la versión 11! Bien hecho Google, elevar versión cada mes es una táctica muy mala.

Y aquí el formato de archivo de Bookmarks de Chrome, aún es legible, pero no es tan directo el formato del archivo.

Al igual que el Opera, obtener los marcadores del Chrome solo necesita que utilicemos un editor de texto plano, pero, contrario al Opera, nos obliga un poco a entender el formato del archivo. ¿El nombre del archivo? Bookmarks. Sin extensión. Simple y llano. Dentro de este archivo, en formato JSON, se almacena la lista de marcadores utilizando un formato jerárquico, algo fácil de entender.

Podrán hallar este archivo sin extensión en la ruta Documents and Settings\<nombre usuario>\Local Settings\Application Data\GoogleChrome\User Data\Default (en Windows 2000 o XP) o Users\<nombre usuario>\AppData\Local\GoogleChrome\User Data\Default (en Windows Vista o 7).

Palabra final…

Espero que este pequeño spinoff de la Guerra de los Navegadores les sea de alguna utilidad. Si tienen dudas o sugerencias, no duden en hacerlas en el cuadro de comentarios.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *